Busca tu coche de alquiler en todo el mundo

¿Por qué debo alquilar un coche con Beneluxcar?
  • Porque somos los más baratos
  • Marcas líderes, grandes descuentos
  • Más de 200.000 clientes

Priego de Córdoba – Vive la experiencia

El municipio de Priego de Córdoba está situado en el corazón de Andalucía, en el límite de las provincias occidentales y orientales, se encuentra en el sureste de la provincia de Córdoba, ocupando una importante situación dentro del triángulo geográfico formado por Córdoba, Granada y Jaén.

Su término municipal tiene una extensión de 286,2 kilómetros cuadrados, constituyéndose como uno de los mayores municipios de la zona de la Subbética Cordobesa en cuyas cordilleras de orografía accidentada y elevada altitud, está enclavado. La propia ciudad de Priego, se encuentra a 649 metros de altitud sobre el nivel del mar, si vienes a visitar la ciudad te garantizamos que disfrutarás…

Termino Municipal de Priego

El término municipal de Priego, se compone de un núcleo central, 8 aldeas consolidadas y 17 diseminados. Entre las aldeas podemos citar Lagunillas, Zamoranos, Zagrilla, Esparragal, Campos Nubes, El Cañuelo, La Concepción, y Castil de Campos, recientemente constituida en Entidad Local Autónoma. Siendo destacable entre los diseminados, El Solvito, Las Higueras, El Poleo, El Salado, Los Villares, El Castellar, Las Navas, La Poyata, etc.

Su población se acerca a los 23.000 habitantes, de los que unos 18.000 residen en el casco urbano y el resto en las aldeas del término. Pero si algo hay que destacar de este municipio, es su gran riqueza patrimonial que lo hace ser cuna del barroco andaluz, por lo que cuenta con unas inmensas posibilidades de desarrollo turístico.

Priego una ciudad con historia

La historia de la ciudad de Priego de Córdoba es diversa y extensa en el tiempo. Las últimas investigaciones han demostrado la existencia de una ocupación prehistórica en el III milenio a.C., y otra en el milenio siguiente, ambas al amparo de la abundancia de agua y la defensa natural del Tajo del Adarve. Tras un vacío de siglos, el lugar es ocupado de nuevo por un asentamiento rural hispanorromano (siglos I al III d.C.) dedicado a la explotación agropecuaria del entorno, un pago dependiente del municipio latino de Ipolcobulcula.

Pero de nuevo no hay continuidad poblacional durante varios siglos más, hasta la llegada de los árabes, auténticos fundadores de la población actual, que nace primero como campamento militar (siglos VIII-IX d.C.) para convertirse después (siglo IX d.C.) en una ciudad: Madinat Baguh. Esta ciudad islámica llegó a ser capital de una Kora y residencia de un gobernador. Su máximo esplendor se alcanzó en época almohade, en los siglos XII-XIII d.C., cuando logró su mayor extensión de toda la Edad Media. Esta prosperidad fue truncada por la conquistas cristianas (Fernando III, en 1225, y Alfonso XI, en 1341) y los avatares de la frontera, que condicionó duramente la vida de la villa feudal bajomedieval.

Con la paz conseguida tras la caída de Granada en 1492 y la creación del Marquesado de Priego en 1501, Priego retoma la prosperidad perdida, que tiene su mejor reflejo en la edificación de importantes construcciones civiles monumentales como las Carnicerías, la Fuente de la Salud, el Pósito y la Cárcel. Tras pasar por un siglo XVII difícil, con episodios intermitentes de peste, la villa de Priego se dispone a alcanzar su cénit artístico, con el barroco, en el siglo XVIII, al amparo de la bonanza alcanzada por la industria textil, en la que destaca la sedera, de gran éxito comercial.

Así alcanzamos el siglo XIX, que pone la ciudad en puertas de la contemporaneidad, reconociéndosele, en 1881, la categoría de Ciudad, por Real Decreto de Alfonso XII. Y llegamos al siglo XX, cuando un prieguense, Niceto Alcalá-Zamora, alcanza la Jefatura del Estado durante la II República, como máxima aportación local a la historia de este siglo turbulento.

Algunos de los Monumentos más reconocidos de Priego

Fuente del Rey; afortunada simbiosis entre el agua y la mitología, es el monumento más mimado por el prieguense. Tras sucesivas transformaciones desde el siglo XVI, fue terminada de construir a principios del siglo XIX: se fecha en 1803.

Diseñados y labrados los grupos escultóricos por Remigio del Mármol, éstos se dispusieron en tres estanques con el nivel del agua escalonado.

Barrio de la Villa

En 1972 se declara La Villa como Conjunto Histórico de la ciudad. De inspiración claramente medieval y musulmana, es hermano de los barrios andaluces más típicos, como el Albaicín de Granada o la Judería de Córdoba

Sus calles, estrechas y de trazado sinuoso, ofrecen un recorrido laberíntico, de sobra compensado por la armonía y belleza de sus casas y el resplandor unísono de la cal. La vivienda tradicional de La Villa tiene un marcado carácter rural, con fachadas encaladas y cierta arbitrariedad en la altura. Suelen contar con una planta superior para almacenaje, llamada sobrado, y que se caracteriza por contar con ventanas de menor tamaño.

Algún poeta la definió como la novia de Priego. Paseando por sus calles, parece que nos encontramos con nuestro pasado…

El Castillo de Priego

Declarado Monumento Nacional, es una fortificación urbana que ha ido configurándose a lo largo de toda la Edad Media, desde el siglo IX hasta el XV, con algunos añadidos y modificaciones posteriores de las épocas Moderna y Contemporánea. En sus orígenes (siglos IX-X) fue alcazaba del Priego Islámico (Madinat Baguh), cuyos restos han sido documentados gracias a las excavaciones arqueológicas realizadas.

Tras las conquistas cristinas de Fernando III (1225) y Alfonso XI (1341), el castillo fue remodelado sustancialmente, de manera que podemos decir que el castillo que actualmente vemos corresponde a estos momentos. Así, la Orden de Calatrava construye la soberbia torre del Homenaje, mientras que los Fernández de Córdoba dan el aspecto que presentan hoy la mayor parte de las torres y murallas.

Balcón del Adarve

Lo podemos describir como balcón abierto al paisaje andaluz y epílogo acertado del barrio de la Villa. Tajo natural de considerable desnivel, ha garantizado la inexpugnabilidad de Priego de Córdoba, por este lugar, a lo largo de la historia. Si el emplazamiento de la ciudad tiene algunos motivos que lo evidencien, uno de ellos es el manantial de la Fuente de la Salud; el otro, el Adarve.

A él le debemos también que la imagen de Priego de Córdoba, para el viajero que se acerca desde el norte, no haya cambiado sustancialmente a lo largo de los siglos.

Siempre omnipresente, el tajo que ciñe la Villa y las casas blancas, como merlones imaginarios de una muralla. Y de nuevo… el agua. Tres fuentes emanan continuamente, distribuidas como si de postas regulares se tratasen, dispuestas a saciar la sed del caminante. Y allá abajo, el río y sus fértiles huertas, la sierra, el olivo…

Información oficina de Turismo de priego

Si quieres conocer más sobre Priego, no dudes en ponerte en contacto con la Oficina de Turismo de Priego de Córdoba. Plaza de la Constitución 3 . CP: 14800 Priego de Córdoba, Andalucía. España. Los teléfonos de información son los siguientes Tlfn: (00 34) 957 700 625.Fax: ( 0034) 957 708 420.Esta documentación e imágenes han sido cedidas por www.turismodepriego.com // informacion@turismodepriego.com.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2018 Beneluxcar