Busca tu coche de alquiler en todo el mundo

¿Por qué debo alquilar un coche con Beneluxcar?
  • Porque somos los más baratos
  • Marcas líderes, grandes descuentos
  • Más de 200.000 clientes

Gemoterapia, el poder de las piedras

Todos los minerales del planeta nos aportan interesantes propiedades energéticas, funcionan como un batería o un condensador de energía. Todo depende de cada tipo de piedra, gema o cristal y la forma de aplicarlo.

Un masaje con piedras es la experiencia más primitiva, básica y natural del universo mineral. Las terapias minerales ofrecen una forma relajante para volver a la naturaleza verdadera, la idea es volver a los orígenes del hombre y diseñar un masaje con las dos piedras capaces de aportar alivio a los músculos tensos y dolorosos: volcánicas y de mármol.

Con la ayuda de sofisticados hornos, el terapeuta puede calentar en agua las piedras volcánicas que utilizará durante la sesión. Sólo de este modo se conservan todas las propiedades naturales de las piedras. Las piedras calientes son de basalto (negras) y las piedras frías de mármol (blancas). Ambas aportan un trabajo profundo de las energías corporales, además de ser una excelente vía para reconectarse con la energía de la tierra. Los resultados de esta terapia consiguen alcanzar el relax y la paz interior.

En el masaje se utilizan las piedras calientes para aliviar el dolor de los músculos cansados las terapias minerales ofrecen una forma relajante para volver a la naturaleza verdadera. Se pueden aliviar desde pequeñas molestias musculares hasta el síndrome de nuestros días: el estrés.

La gemoterapia abarca la aplicación terapéutica de piedras preciosas, semipreciosas y de ciertos minerales cristalizados con propiedades medicinales (cristaloterapia). Las gemas y cuarzos se colocan sobre el cuerpo para modificar y corregir nuestras frecuencias de vibración alteradas. Durante la sesión de tratamiento, si no hay un diagnóstico preciso, el terapeuta puede llegar hasta él, probando diferentes gemas sobre el cuerpo, hasta provocar una reacción muscular por kinesología que ayuda al experto a desenmascarar el verdadero conflicto emocional.

La mayoría de los problemas físicos, desde una artrosis hasta las arrugas del entrecejo, han sido desencadenados por alteraciones emocionales. En cualquier caso, si conocemos al dedillo el origen de todas nuestras desgracias, también podemos acudir y solicitar al experto en gemas su remedio natural. En ese caso, basta con colocar sobre el cuerpo las gemas específicas.

Todos los minerales tienen una radiación energética propia. Desde una piedra de río hasta el más preciado diamante pasando por otras piedras preciosas y semi-preciosas. Las piedras tienen una acción diferente por naturaleza propia. En este tipo de terapia se utiliza el frío y el calor para facilitar el trabajo de las piedras. La temperatura interactúa por exceso o por defecto, ayudando a dar o absorber energía dependiendo de cada caso personal. Sólo hay que dejar que los minerales dotados de una vibración específica absorban el exceso de energía acumulada o aporten en su caso una estimulación energética a modo de recargador de pilas.

Diferentes aplicaciones

Recientemente han nacido diferentes terapias minerales que se basan en una ciencia primitiva puesta al día de una manera holística y personalizada. Se aplica conjuntamente en sinergia con otras terapias alternativas como medicina ayurvédica, cromoterapia, masajes de aceites esenciales, etc.

Tratamientos que combinan la gemoterapia con piedras de río mezcladas con piedras preciosas y semi-preciosas para hacer un reequilibrio de chakras. Las piedras duplican su acción natural al estar impregnadas en aceites esenciales que se eligen en función de cada problema a tratar. Las sesiones se completan con una dosis extra de cromoterapia.

En la gran mayoría de las aplicaciones resulta básico mantener durante la colocación de las piedras un ambiente tranquilo y a ser posible una música relajante que proporcione el más absoluto relax y permita así, una mejor asimilación de la energía mineral.

La gemoterapia pura se aplica con elixires minerales ingeridos por vía oral y elaborados con la misma piedra que se aplica sobre el cuerpo. De esta manera se duplican los resultados del tratamiento externo. Los elixires se obtienen a través de una solución acuosa o hidroalcohólica, por la misma vibración de la piedra, por radiónica o mediante preparados específicos de laboratorio.
Es necesario tener sumo cuidado con estos procesos, lo que exige un profundo conocimiento del mundo de las gemas.

Ya sabes, la próxima vez que te compres unos pendientes, un anillo o un collar además del diseño… Observa bien de qué piedra se trata: turquesa, amatista, aguamarina, diamante, rubí, etc.

¿En qué tipo de problemas se recomienda?

La gemoterapia está indicada especialmente en bloqueos musculares, artritis, incluso cuando la degeneración ósea alcanza la inmovilidad de miembros. Lo principal es que el terapeuta sea un verdadero experto en gemología.

Las piedras recomendadas como más terapéuticas son: citrino, rutilo y ámbar. Como tratamiento complementario con otras terapias, mejora la calidad de vida, proporcionando bienestar y relax. Tiene un gran efecto anti-estrés que nos conecta con la tierra y las vibraciones energéticas de la tierra condensada en piedras volcánicas, mármol, cuarzo, etc.

La Gemoterapia actúa eficazmente contra el insomnio, la depresión, problemas de comunicación (ideal para cuando nos quedamos sin voz) varices, celulitis, vientre hinchado, etc. El terapeuta es el que debe saber qué mineral aplicar y de qué manera.

Si eres neófita en el asunto es mejor que realices primero un diagnóstico profesional. Ojo con los experimentos, por ejemplo ni se te ocurra aplicar a un niño una obsidiana (y menos si es negra). Y una última señal de atención: en pacientes con problemas específicos no emplear piedras rompientes para prevenir una posible reacción de rebote.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2018 Beneluxcar